Disfrutar del exquisito pan de higo es toda una experiencia culinaria, pero la elección de acompañamientos adecuados puede elevar aún más su sabor. Este manjar, elaborado con higos secos y nueces, se fusiona perfectamente con diversos ingredientes que resaltan su dulzura natural.  

Para ayudarte a disfrutar del pan de higo, a continuación te vamos a mostrar un listado de recetas con las cuales podrás tener la certeza de que le vas a sacar el máximo partido. Si las pones en práctica seguro que querrás volver a repetirlas.   

¿Dónde puedo comprar pan de higo de calidad?  

Si realmente quieres disfrutar de una buena experiencia culinaria, el pan de higo siempre lo tendrás que adquirir en lugares que te garanticen la máxima calidad. Si quieres comprar pan de higo online, en https://paiarrop.es/es podrás encontrar el pan de higo que estás buscando y a los mejores precios. El pan de higo de esa marca te hará volver al pasado, debido a que se elabora de manera tradicional. Con eso quiero asegurarte que vas a disfrutar al máximo de su sabor.   

Te recomiendo el producto de Paiarrop porque sus productos no tienen ni conservantes ni aditivos. Gracias a que todo es natural, el resultado es óptimo y se puede disfrutar al máximo de su sabor. Ese sabor lo puedes disfrutar solo o con otros ingredientes como te vamos a mostrar en las próximas recetas.   

Pan de higos con nueces y anís  

Ingredientes  

  • Higos secos
  • Nueces
  • Almendras
  • 1 vaso de anís

Preparación   

La preparación del pan de higo casero es muy sencillo, y darle un toque original con nueces y anís hará de cualquier celebración algo especial. Como veis, los ingredientes que necesitaréis para preparar pan de higo con nueces y anís son muy pocos y esenciales: deberéis contar con higos secos, nueces, almendras y apenas un vasito de anís. Con respecto a las cantidades, dependerá de la cantidad de pan de higo que os interese hacer, pero necesitaréis la misma cantidad de higos secos que de nueces y apenas un puñadito de almendras.

Para empezar, lo primero que tenéis que hacer es triturar de manera individual los higos secos, las nueces y las almendras. Es decir, cada uno de los ingredientes del pan de higo debe estar correctamente triturado pero no debéis triturarlo al mismo tiempo, ya que de ese modo la mezcla se realiza en la propia trituradora y ni el sabor ni la textura quedará como debe.

Una vez dispongáis de todos los ingredientes triturados, júntalo en un recipiente y añade el vasito de anís que habías reservado. Esto le dará humedad y facilitará que se apelmace la masa. Ya humedecido con el anís, júntalo todo con las manos hasta conseguir la forma que te interesa. Nosotros recomendamos formar una barrita o un rectángulo plano, ya que de ese modo es más fácil cortarlo, y a continuación solo necesitas dejar que se endurezca.

Cuando ya tenga la textura que necesitamos, córtalo y sírvelo. Hay muchas formas de servirlo y de acompañarlo, como veremos más adelante, así que no te pierdas el resto de recetas para ofrecer a tus invitados el postre o aperitivo perfecto.

Queso de cabra con miel y pan de higos 

Ingredientes  

  • 2 cortes de Queso fresco (de Formentera)   
  • 2 cortes de Pan de Higos con frutos secos   
  • 1 buen chorro de Miel   
  • Frutos secos   
  • Hierbabuena  

Preparación  

Cortamos el queso y el pan de higos en forma rectangular. El pan de higos se prepara compactando higos secos de Ibiza con almendras, nueces, avellanas y pasas. Una vez cortado el queso, le añadimos un generoso chorro de miel para lograr un contraste entre lo dulce y lo salado. Luego, espolvoreamos un poco de hierbabuena, preferiblemente fresca para darle un toque aromático. ¡Y listo para disfrutar! Espero que sea de agrado para todos.  

Dulce de pan de higo con corazón de queso 

Ingredientes 

  • 50 g de queso curado  
  • 100 g de almendras fritas  
  • 200 g de pan higos secos  
  • 30 g de vino dulce moscatel o mistela  
  • Media cucharadita de semillas de hinojo  
  • Media cucharadita de semillas de comino  
  • Media cucharadita de canela en polvo  
  • 2 cucharadas de azúcar glas   

Preparación  

Antes de entrar en detalles queremos dejar claro que los pasos que vamos a dar son para la Thermomix, pero también se puede realizar de manera tradicional si no se dispone de esa máquina.   

Comienza colocando el pan de higos secos en el vaso de la batidora junto con las almendras y las especias, y procede a triturar la mezcla durante 1 minuto a velocidad 5.  

A continuación, añade el vino y mezcla durante 15 segundos a velocidad 4. Ahora, toma el queso y córtalo en pequeños trozos, teniendo en cuenta que estos irán dentro de las bolitas, las cuales deben tener el tamaño de una trufa. Cada porción de queso debe medir aproximadamente 5 mm por lado.  

Toma porciones de la mezcla, aplánalas ligeramente con la mano y coloca un trozo de queso en el centro. Forma bolitas del tamaño de una trufa, asegurándote de que el dado de queso quede en su interior. La masa es fácil de manejar, así que no deberías tener problemas con esto.  

Una vez que hayas formado las bolitas, ya están listas para ser disfrutadas. Sin embargo, también tienes la opción de dejar que se sequen un poco sin cubrirlas y fuera de la nevera, en un lugar fresco, durante algunas horas o incluso un par de días. Cuando alcancen la consistencia deseada, guárdalas en un recipiente hermético en el refrigerador, donde se conservarán hasta una semana.  

Recuerda sacarlas un poco antes de consumirlas y espolvorearlas con azúcar glas antes de servirlas. ¡Así estarás listo para disfrutar de estas deliciosas bolitas de higo