La mejor manera de aportar un aire sofisticado y distinguido a tu cocina es utilizando colores oscuros, pero si no quieres caer en algo tan drástico (aunque de moda) como es el color negro, el gris puede ser tu mejor opción. 

Además de versátil, es un color contemporáneo y cálido que además tiene un montón de tonalidades que podemos utilizar a nuestro favor. 

Hoy te enseñaremos algunas de las combinaciones que son tendencia y cómo adaptarlas a tu cocina para sacarle el máximo partido.

Consejos para combinar cocinas grises

Antes de entrar de pleno en las mejores combinaciones para una cocina gris queremos darte algunos consejos útiles para que sepas cómo conseguir que esta tendencia encaje perfectamente con las posibilidades de tu cocina.

  • Ganando luminosidad. El gris puede ser una gran alternativa al blanco cuando buscamos ganar en luminosidad y espacio visual en nuestra cocina siempre y cuando optes por los tonos más claros. Además, si el acabado es brillante conseguirás hacer todavía más efectivo este efecto.
  • Divide en niveles. Cuando no queremos arriesgar demasiado con los cambios en nuestra cocina, sobre todo si hacemos cambios con bastante frecuencia, lo mejor es pintar los armarios inferiores. Esto también es muy útil cuando utilizamos colores más oscuros pero nuestra cocina no es muy grande, de modo que no creamos una sensación de agobio.
  • Ante la duda, antracita. De entre todos los tonos de gris que puedes utilizar, el gris antracita es sin duda el más popular de todos. Es un color que aporta personalidad y volumen a nuestra cocina, que contrasta muy bien con colores y texturas claras para dar un aspecto muy moderno y funcional.

Cómo combinar una cocina gris y madera

Sin duda alguna, la combinación de gris y madera es perfecta cuando queremos darle un aire clásico y elegante a nuestra cocina

En cuanto a los tonos, podemos encontrar dos tipos de cocinas con esta combinación: en gris oscuro y en gris claro.

Las cocinas en gris oscuro y madera solo son aptas si tenemos mucho espacio y amplitud, de lo contrario solo conseguiremos reducir visualmente el tamaño de nuestra cocina. 

Se recomienda también dejar el color gris para la zona inferior y la madera para armarios superiores y encimera o mesa, de modo que no depositamos todo el peso visual arriba.

El gris claro y la madera están pensados para ganar algo más de luminosidad y amplitud visual sin recurrir a la clásica cocina blanca, por lo que podemos añadir más elementos en gris en la zona superior de la cocina, como en algunos armarios o en las lámparas.

Cómo combinar colores en cocinas modernas grises

La clave entre una cocina gris plana y sin personalidad y una cocina gris a la vanguardia de las nuevas tendencias está, en parte, en la combinación de colores.

Si la base principal de tu cocina es gris, te recomendamos que optes por el blanco para detalles como la encimera, las paredes y las sillas para ampliar visualmente esta estancia. 

Además, es buena idea añadir algunos elementos de madera y mimbre, como tiradores o cestas de almacenamiento, para darle un toque más cálido y rústico.

El gris también combina estupendamente con el azul, sobre todo con el turquesa, si queremos combinar dos de los colores de moda de esta temporada y que pueden hacer aún más acogedora nuestra cocina.

El rojo también es uno de los colores que más hemos visto acompañado de gris, negro y blanco en las últimas temporadas, aunque te recomendamos dejarlo para detalles como algún armario o una pared para no recargar demasiado el estilo.

Tips para combinar una cocina gris y negra

¿Crees que una cocina negra y gris es demasiado seria y aburrida? Nada más lejos de la realidad. Aunque sí es cierto que estos colores se escogen principalmente cuando queremos crear una cocina con una estética elegante y sofisticada, no tiene por qué transmitir aburrimiento o tristeza.

Para las cocinas no muy amplias recomendamos centrar el color gris en los armarios, en un tono claro, y dejar el color negro para detalles como estanterías metálicas, tiradores y lámparas colgantes. 

En el caso de que tu cocina sea muy grande y espaciosa, puedes apostarlo todo por el negro de techo a suelo dejando el gris claro para las patas de las sillas y electrodomésticos. 

Recuerda añadir al menos una planta y algunos detalles en dorado o bronce para elevar todavía más el estilo de tu cocina y que parezca sacada de una revista.

Cómo decorar una cocina gris y morada

El gris y el morado también son una de las combinaciones que más hemos visto en la decoración de cocinas de estilo europeo, ya que el morado es un color a caballo entre las gamas frías y oscuras y juega un gran papel con muchos colores distintos.

Uno de los elementos decorativos que más hemos visto acompañar a esta combinación es la de flores, bien en maceta simple o jarra transparente, pero sobre todo de colores vibrantes como el amarillo o naranja. También es una gran alternativa a las flores colocar un frutero blanco con cítricos variados.

Si tu vajilla es en tonos pastel en la gama del rosa y salmón, te animamos a que las exhibas también como decoración con armarios con puertas de cristal o en estanterías al aire libre.

Ideas de cocinas de color gris y blanco

Utilizar el blanco y el gris claro como base para una cocina es siempre una excelente opción atemporal que aportará luminosidad hasta la estancia más pequeña.

Se puede hacer destacar de muchas maneras, bien jugando con las texturas a través de un suelo de madera o una pared de piedra en blanco, gris o al natural, o con una alfombra que destaque sobre el suelo. 

También podemos optar por algo más sencillo colocando varias plantas diseminadas por la cocina, siempre que tengamos espacio suficiente, y elementos de madera o dorado en pequeños detalles como las lámparas o tiradores; aunque esto último está más indicado para cocinas en gris más oscuro.

Sobre el gris oscuro también podemos crear un contraste muy resultón con una encimera de mármol blanco o creando contrastes entre armarios de gris más claro y más oscuro.

Cómo decorar cocinas grises claras

Pintar de gris claro nuestra cocina es una forma estupenda de aportar claridad y amplitud visual a esta estancia de nuestra casa sin recurrir al típico blanco, aunque también podemos combinarlo con el gris.

Sin duda, hay dos elementos indispensables para decorar cualquier cocina en gris claro: las plantas y la madera clara. 

Te aconsejamos que la madera la utilices para baldas sencillas, fruteros y recipientes para utensilios, incluso para taburetes si tienes barra en tu cocina. 

Respecto a las plantas, hazte con algunas macetas pequeñas para colocar sobre la encimera o en alguna estantería si tienes espacio, y una más grande en algún rincón.

Si no tienes demasiado espacio para colocar objetos decorativos, siempre puedes recurrir a cuadros discretos y pequeños o a crear una pared de ladrillo natural o con vinilo en color blanco o gris.